Els carlins a Sant Cugat? (II)

Entitat que té com a objectiu potenciar i difondre la investigació en els camps de les ciències socials i les humanitats en l’àmbit de Sant Cugat del Vallès.

Recorda que elCugatenc és possible gràcies a les subscripcions
Tu també pots donar-li suport per 5 euros al mes Subscriu-t'hi

L’adveniment de la I República va donar ales al carlisme català. Conscients de la feblesa del govern de la República i l’escàs fervor dels militars, poc partidaris del nou règim, els carlins s’envalentonaren. Durant la segona meitat de l’any 1873, el carlisme capgirà el resultat advers de la guerra i començà a obtenir sengles victòries militars.

La batalla d’Alpens (9 i 10 de juliol de 1873) i la presa d’Igualada (17 i 18 de juliol de 1873), favorables a la causa carlina, van ser només un senyal que el rerepaís anava poc a poc sent controlat militarment per la facció.

De manera simultània, l’administració carlina, gairebé exhausta, però sabedora que una guerra s’havia de guanyar primer econòmicament, posà fil a l’agulla per fer efectives les contribucions de guerra de molts municipis reticents.

Sant Cugat, com molts altres municipis del Vallès, va començar a ser objecte de la pressió carlina per fer entrega de les contribucions exigides. L’any 1873 l’amenaça es va començar a fer patent i l’alcalde republicà de Sant Cugat, Jaume Ribatallada, transcriví literalment i reenvià el contingut d’una carta rebuda pel consistori al comandant de les forces populars de Sant Cugat i al governador militar de la Província perquè estiguessin amatents al risc que corria la vila:

En el dia de ayer (15 de maig) recibí por correo un oficio dirigido a mi autoridad que copiado a la letra dice así:

EJERCITO REAL DE CATALUÑA

El punto que V. debe comparecer

es en la casa de campo llamada

Marquet de la Roca, Término de S. Lorenzo Saball,

el domingo dia 15 de los corrientes.

Con el presente participo a ese Ayuntamiento que con esta fecha queda relevado del cargo de Delegado de esta Administración para ese Departamento de Tarrrasa D. Antonio Gras, nombrando para reemplazarle á D. Antonio Pujols á quién se conocerán como a tal Delegado en todo lo que antecede a la Administración de esta Provincia y se le presentaran inmediatamente de sabida esta comunicación con todos los recibos de las contribuciones que tengan entregadas y con fondos bastantes para dejar liquidados los cuatro trimestres del corriente año, bajo apercibimiento de aumentarles un 50% de apremio si a los tres días de recibida esta comunicación no había dado cumplimiento á esta disposición sin perjuicio de tomar otras medidas de rigor que seran muy sensibles a su Municipio y á su vecindario.

Dios Guarde a V. muchos años

Rellinás, 28 de abril de 1873

El Gefe de Administración

Francisco Solá

La carta rebuda per correu i signada per Francesc Solà, nou cap de l’administració carlina de Catalunya, en la qual reclamava les contribucions, adquiria tints amenaçadors. Era una mostra de l’ordre en què es volien posar les malmeses finances carlines.

El silenci administratiu observat pel consistori de Sant Cugat davant la pressió contributiva carlina, va fer que el to de les següents cartes exigint el pagament de les contribucions fos cada cop més agressiu. Aquí en tenim un altre exemple:

EJERCITO REAL DE CATALUÑA

Administración de la Província de Barcelona

Delegación del distrito de Tarrasa

Al Sr. Alcalde y Ayuntamiento de San Cugat del Vallés

Tras repetidas vezes que esta Delegación ha reclamado las contribuciones de que ese Ayuntamiento está en descubierto á esta Administración y el caso omiso que siempre ha hecho de mis avisos me ha precisada poner por última vez en conocimiento de esa corporación que si por todo el día 26 del que rige no se presenta a la casa, llamada Marquet de la Roca de San Lorenzo Saball á liquidar los cuatro Trimestresde las espresadas contribuciones cargarádicho ayuntamiento toda responsabilidad á mas de quedar conminado con la multa de mil rs. vn.

Con esta fecha acompaño a Ud. un oficio del Gefe de Administración y como en el no les previene el punto donde pueden prontar los repartimientos paso á comunicarles que deben presentarse en el espresado dia y casa.

Dios Guarde a Vd. muchos años

Mura, 14 de Julio de 1873

El Delegado

Antonio Pujols

L’ajuntament, pressionat pels uns i pels altres, continuà practicant el silenci administratiu, conscient això sí del perill que els suposava que diferents caps de partida carlins, com el rubinenc Felip Muixí, campessin tranquil·lament de manera habitual a pocs quilòmetres de Sant Cugat.

De tota manera, l’ajuntament, davant l’actitud del governador civil de Barcelona que instava als ajuntaments a fer cas omís de les pretensions faccioses, mantenia la seva actitud de fermesa poruga davant les continuades exigències carlines.

L’adversa situació bèl·lica que s’anava produint l’any 1873 i les cada cop més nombroses exigències contributives carlines, van instar l’ajuntament a demanar urgentment al Govern Civil de la província de Barcelona la creació d’una nova força armada ciutadana. L’amenaça d’un atac carlí a Sant Cugat era cada cop més factible. L’alcalde assenyalava al seu favor la disposició favorable del poble al règim republicà i al·legava que cap santcugatenc havia passat a engruixir les files de les partides faccioses.

Els primers avisos violents dels carlins, incendis de sembrats i destrucció de vinyes, palesos ambdós en el comunicat enviat al governador civil el dia 8 de juny de 1873, havien causat molta preocupació en el municipi i auguraven un futur incert.

AL GOBERNADOR CIVIL DE LA PROVINCIA DE BARCELONA

Siendo varios los excessos que a la sombra de las fuerzas armadas se han cometido en distintas poblaciones y repelido en esta localidad los criminales actos de incendio de mieses y destrucción de viñas de distintos individuos conocidos por sus ideas afines a la situación de libertad que se ha dado al País, hacen concebir la sospecha de que semejantes atropellos obedezen quizas a planes de venganza política, llevados a cabo por agentes encubiertos de los enemigos de la libertad, sublevados contra el Gobierno de la Nación, puesto que nada han podido aconseguir de este liberal secundario, por cuanto ni un solo hombre de su seno hay salido de la población para engrosar aquellas filas, y solo con el silencio, afirmación negativa, se ha contestado a los reiteradas amenazas de los carlistas, al exigirse la contribución correspondiente a esta población.

Consiguiente pues al concurso celebrado en 10 y 12 de junio último, cuya copia de acta se pasó a V. E. a los efectos de su sanción, ha resuelto este vecindario previo asentimiento y consentimiento de las autoridades de la provincia adoptar una organización en forma militar de más o menos compañias para con las anticipades disposiciones conducentes puedan reunirse en un momento dado y obligar a todo trance al sostenimiento del orden y tranquilidad de la villa, para la consolidación de todo gobierno, estableciendo además un servicio de vigilància por si misma de rondas si se juzga conveniente para poner a la propiedad y a la Seguridad medios cual al abrigo de otros atropellos mayores, a los que desgraciadamentre registra esta villa en pocos dias y que se teme no sean los últimos.

A este fin pues como primera autoridad local y representante legal de las aspiracions de este pueblo a V.E. acudo manifestando que con el solo, unico y exclusivo objeto del seguiniento del orden y tranquilo sosiego del mismo, creo deben apoyar esta organizaciónn y puesto que se oficio de 27 pasado junio y que según manifiesta V.E, me traslada una comunicación de fecha 1º del actual no hay existencia alguna de armas para hacer entrega a esta localidad de las 200 que se tenian pedidas, han resuelto los vecinos adquirirselas de su pecunio propio para el mayor Servicio de dicha organización siempre que V.E autorice esta.

Esta alcaldia espera pues que V. E. prestara oficialmente su autoridad para llevar a efecto esta resolución con arreglo a la ley y para que se interesara cerca de dicha autoridad militar para cuando reciba armamento se destine alguno a esta villa, a fin de augmentar la dotación de dicha compañia.

San Cugat, 8 de junio de 1873

Alcalde popular

Jaime Ribatallada

No tenim constància que el governador civil de la Província de Barcelona fes cas immediat a les sol·licituds de l’alcalde republicà de Sant Cugat. Mentrestant, les exigències dels carlins anaven prenent cada cop més acritud, davant el silenci administratiu del consistori santcugatenc.

Ejercito Real de Cataluña

Administración de la Província de Barcelona

Delegación del distrito de Tarrasa

Al Sr. Alcalde y Ayuntamiento de San Cugat del Vallés

Transcurrido el tiempo necesario para haber podido realizar el cobro del primer trimestre de las contribuciones de inmuebles y subsidio procedentes del año económico de 1873 a 1874, pongo en conocimiento que si por todo el dia diez y ocho del presente no me apronta a la casa de campo llamada la Mata termino de Mura el total de las espresados trimestres, como igualmente el importe de lo descubierto de los cuatro últimos próximo pasados daré conocimiento de ello al segundo Gefe de las Fuerzas Reales de esta Provincia que de seguro hará pagar cara su moralidad.

Dios Guarde a Vd. muchos años

Gallifa 11 de Agosto de 1873

El Delegado

Antonio Pujols

Les amenaces carlines es van convertir en realitat?

Ho sabrem ben aviat!

Lluís Jordà, membre del Grup d’Estudis Locals

Recorda que elCugatenc és possible gràcies a les subscripcions
Tu també pots donar-li suport per 5 euros al mes Subscriu-t'hi